Millennials emprendedores – 5 razones para iniciar tu negocio propio

Con rangos de edad entre los 20 y los 34 años de edad, se dice que la generación conocida como millennial se caracterizan por autopublicitarse y por su insaciable necesidad de elogios.

Sin embargo, lejos de conformar una desventaja, estas y otras importantes cualidades que pueden ser el perfil ideal para emprender un negocio propio.

Hoy veremos cuáles son esas características, con las cuales talvez te sientas identificado. Si es así, posiblemente seas un buen candidato para emprender por tu cuenta.

De acuerdo con un estudio llevado a cabo en 2014 por la Universidad de Bentley en los Estados Unidos, el 66% de los millennials se siente más inclinado a iniciar un negocio propio que a trabajar en una empresa.

Este alto porcentaje indica que entre la generación más joven, emprender está en auge.

¿Las razones?

Una economía deprimida, escasas oportunidades laborales, cargos con sueldos muy bajos o para los cuales están sobrecalificados, horarios inflexibles y obligaciones abrumadoras con pocas recompensas y satisfacción personal.

Si combinamos lo anterior con una habilidad nata para el manejo de la tecnología y aptitudes para la innovación, el resultado son prospectos idóneos para triunfar como emprendedores.

Estas son 5 razones por las que los millennials pueden ser buenos emprendedores:

1. No temen tomar riesgos (calculados)

Dicen que para hacer grandes cosas en la vida hay que tomar grandes riesgos. Puedes pasar el resto de tu vida construyendo el sueño de alguien más o comenzar a construir el tuyo.

Muchos millennials lo perciben así. Por ello, muchos de ellos prefieren apostar por sí mismos  y dar el salto al emprendimiento. Los beneficios de hacerlo superan por mucho los aspectos negativos.

Las generaciones anteriores se sentían más cómodas con un empleo fijo, haciendo lo mismo de por vida, y tener una pensión al jubilarse.

En cambio, la nueva generación experimenta una liberación económica al apostar por sí mismos y emprender un negocio propio. Hoy más que nunca, esta es una opción viable y mucho más satisfactoria.

Los millennials emprendedores saben que pueden contar con más flexibilidad para hacer las cosas a su manera, en un área en la que son expertos. Se trata de un riesgo calculado que cada vez más jóvenes se atreven a tomar.

2. Les gusta innovar

Un emprendedor o propietario de negocio necesita ofrecer a sus clientes valor agregado, algo que no obtendrían de otra forma o en otra compañía.

Los millennials se caracterizan por ser creativos. Suelen retar constantemente a las ideas preconcebidas y buscar nuevas formas de hacer las cosas.

Una investigación de la Fundación de la Cámara de Comercio de Estados Unidos revela que ellos prefieren identificarse con una pasión personal. Determinar cuál es el mejor camino hacia su éxito personal, en lugar de que otros les digan cómo lograrlo.

Para ellos, el estilo “tradicional” nunca será demasiado bueno. Olvídate de pensar fuera de la caja. Crear nuevas cajas es mejor y más divertido.

Conoce 25 trabajos que puedes hacer desde casa

3. Son más sociales

En los últimos años, el poder de las redes sociales ha alcanzado todos los ámbitos de la vida. La habilidad de aprovechar su poder es muy necesaria para los negocios. Los millennials emprendedores saben sacar el mayor provecho de dichas herramientas.

Un dato interesante:

Se estima que el 60% de los millennials produce y publica contenidos propios, comparado con solo un 20% de los que no pertenecen a dicha generación.

La conexión con los clientes en un nivel social se le da más fácil. Esto constituye una importante herramienta de marketing. Facilita la promoción de cualquier negocio para posicionarse entre seguidores y clientes potenciales.

4. Son expertos en el uso de la tecnologías

Se estima que las nuevas generaciones de jóvenes son 2.5 veces más asiduas a adoptar nuevas tecnologías que las generaciones pasadas. Esta característica se conoce con el término early adopter.

Como las tecnologías de la información están en constante evolución, ser early adopter es una ventaja. Sobre todo si se tiene la facilidad que los jóvenes poseen para usar la tecnología, al ser nativos digitales. Para ellos es sencillo implementarla y ofrecer servicios a través de la red, a un costo relativamente bajo.

Con ello, se puede poner todo un conjunto de aplicaciones a funcionar para montar un negocio propio.

Si se compara con la forma tradicional de emprender, en la que se necesitaba contar con un gran capital para iniciar, esto supone hoy en día una gran ventaja.

Mira estas 6 ideas de negocio que puedes iniciar sin invertir dinero

5. Quieren marcar una diferencia

Los millennials se preocupan más por el mundo en el que viven.

Por ejemplo, en diversos grupos de voluntariado, los millennials suelen conformar más de la mitad de los participantes, comparados con la generación “X” u otras.

Existen muchos programas conectando millennials y organizaciones sin fines de lucro.

Otra de las grandes influencias es el marketing de causas. Se trata de devolver beneficio a la comunidad.

Algunas marcas, como Tom’s o Hand in Hand Soaps, por ejemplo, tienen un modelo de negocios donde, por cada producto adquirido, otro es donado a personas necesitadas.

Esta revolucionaria forma de dar está cambiando la manera en la que las empresas devuelven valor a la sociedad.

En conclusión

Muchas características frecuentemente tomadas como negativas de los millennials, en realidad los hace candidatos idóneos para iniciar un negocio propio de manera existosa.

El mundo está cambiando en favor de las nuevas generaciones de emprendedores. Y definitivamente, con el estado actual de la economía y la oferta laboral, creer en ti mismo y seguir tu propio sueño puede ser tu mejor apuesta.

Fuentes: Entrepreneur.comMic.com